Hospital Internacional de Colombia, verdadero orgullo santandereano

Doscientos millones de dólares se invirtieron en la construcción y dotación del Hospital Internacional de Colombia – HIC-, que abrió sus puertas al público del mundo entero el pasado 28 de julio. La inversión fue respaldada por el IFC (International Finance Corporation), miembro del Banco Mundial que centra su labor en el sector privado de los países en desarrollo; la banca nacional por medio de Bancolombia; el Grupo Aval, y a través de la destinación de recursos propios, según informó Víctor Raúl Castillo Mantilla, Presidente de la Fundación Cardiovascular de Colombia (FCV).

El HIC- Hospital Internacional de Colombia es la primera fase del gran complejo médico que construye la FCV en Piedecuesta, Santander – Zona Franca, a 14.4 kilómetros del centro de Bucaramanga, prevista como la primera gran ciudadela de la salud de Colombia para atender las necesidades locales y la gran demanda por los servicios médicos provenientes de pacientes de Centro América, Caribe y Sur América.

El nuevo hospital, que hace parte de la Fundación Cardiovascular de Colombia -FCV-, tendrá una capacidad instalada de 1.192 camas, de las cuales 197 hacen parte del HIC Instituto Cardiovascular y 939 del HIC Zona Franca. Así mismo contará con 56 camillas de urgencias, 36 salas para intervención quirúrgica, 140 Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) con 260 literas, equipos de radiología y ecografía para el área de urgencias y 50 cubículos de observación para adultos y 50 para niños.

Además serán habilitadas dos unidades de trasplante de médula ósea −una para pacientes adultos y otra acondicionada sólo para pacientes pediátricos−, una central de trauma, una unidad maternofetal para madres con embarazo de alto riesgo y tres helipuertos adaptados para el transporte medicalizado, entre otros servicios.

Castillo Mantilla, señaló que “esta es una construcción completamente moderna, que ha adquirido la más avanzada tecnología por parte de los mejores proveedores en el mercado. Cuenta con la única farmacia robotizada en Latinoamérica, con equipos de diagnóstico de primera línea, salas de cirugía totalmente automatizadas, herméticas y con sistema de flujo laminar, el cual permite tener una zona de protección libre de partículas impuras, evitando que el aire potencialmente contaminado circule sin control en medio del quirófano”.

http://dussancomunicaciones.com/tras-200-millones-de-dolares-invertidos-el-hospital-internacional-de-colombia-es-una-realidad/